domingo, agosto 30, 2015

Esta luz



Esta niña tiene una gracia muy seria y parece luminosa cuando canta.

Y esta niña tiene una voz de pluma. Y se me hace que canta como un pájaro agraciado y alumbrado.

Don Juan Ignacio (creo que el primero en la fila de los admiradores pampas de esta niña...) me manda con gentileza esta gracia de ella, sabiendo que me favorece.




Y entonces me acordé de Las Migas (porque, no crea: si él es el primero, un servidor no está muy lejos...)

Era el conjunto muy estilizado de niñas donde Silvia Pérez Cruz cantaba antes de andar a su aire, cantando sola, pero siempre con gracia y buenas luces.








viernes, agosto 28, 2015

Llanto




Mire, vea: tiene una hora y 26 minutos, con 11 segundos, para aprender a llorar cantando.


Porque llorar cantando, lo que se dice llorar cantando (que no es lo mismo que cantar llorando, por supuesto..., aunque en este caso sea lo mismo...), eso se hace así.



(Ver NOTA, al final)





______________________________________________


1. El último trago (00:00:08)
2. Ojalá que te vaya bonito (00:02:50)
3. Volver, volver (00:06:13)
4. Se me hizo fácil (00:09:14)
5. Hace un año (00:12:00)
6. Cruz de olvido (00:14:51)
7. No volveré (00:19:27)
8. Tu recuerdo y yo (00:23:07)
9. Aquel amor (00:26:09)
10. Cartas marcadas (00:29:07)
11. Cuando vivas conmigo (00:32:18)
12. Vámonos (00:35:38)
13. Albur de amor (00:41:04)
14. Paloma negra (00:44:21)
15. La noche de mi mal (00:47:38)
16. Hay unos ojos (00:50:38)
17. Se me olvidó otra vez (00:53:49)
18. Rayando el sol (00:57:06)
19. De un mundo raro 00:59:31
20. Esta tristeza mía (01:03:22)
21. Fallaste corazón (01:06:47)
22. Con mis propias manos (01:11:06)
23. Pobre corazón (01:14:34)
24. Las ciudades (01:18:30)
25. Ella (01:22:04)


________________________

NOTA: La publicidad es molesta. Muy. Ahora bien. Como varios sabrán, hay una extensión de gran ayuda para que la intrusa no moleste al reproducir lo que uno quiere oír o ver y así no ver ni oír lo que uno no quiere. Se llama AdBlock y está disponible para todos los navegadores usuales y basta con buscarlo y agregarlo. Disculparán el comentario tecnológico: es más molesto para mí, créanme. Pero, necessitas caret lege.






jueves, agosto 27, 2015

Dando vueltas




Mire, cumpa: si no es de estos pagos, puede que no entienda ni jota.

Y será que no tenga que ser.

Pero querencia ha de tener, seguro. Así que no se apure saliendo, antes de oír: quién le dice...

*   *   *

Siempre está eso de andar por aquí y por allá.

Al final de cuentas, buscando a la Argentina, más que otra cosa.

Porque en algún sitio la habrán puesto, la habrán dejado. En algún lado tiene que estar.

No puede ser que no. Puede que parezca que no. Que desapareció. Que no está más.

Pero en alguna parte tiene que estar. Ella y sus cosas. Cosas de belleza, coraje. Algo grande, noble, limpio. Cosas de patria. Raíces, flores, frutos. Algo para amar. Algo que con todo derecho pida la vida, si eso ha de pedir.

Hay que viajar leguas. Tanto como tiempos.  Buscándola.

Difícil asunto.

*  *  *

Y buscando, a veces la cosecha es rara: como maleta de apuro. En el barullo, falta la mitad y sobra el doble.

Algo es algo, con todo. Y no es todo. Pero. Algo es algo.









jueves, agosto 20, 2015

Gioiosa



Fue en el Teatro Olimpico de Vicenza, en el Véneto, en 1998.

La orquesta, las gentes de los Sonatori de la Gioiosa Marca, dirigidos por Jean-Yves Thibaudet.

¿Cecilia Bartoli? Claro que sí.








______________________________________________________

Lo que aquí se oye:

1 Tu Ch'hai Le Penne, Amore
Giulio Caccini
2 Amarilli
Giulio Caccini
3 Al Fonte, Al Prato
Giulio Caccini
4 Lascia La SpinaGeorg Friedrich Händel
5 Agitata Da Due Venti
Antonio Vivaldi
6 Oiseaux, Si Tous Les Ans K307
Wolfgang Amadeus Mozart
7 La Pastorella D528
Franz Schubert
8 Havanaise
Pauline Viardot
9 Hai Luli!
Pauline Viardot
10 Zaïde
Hector Berlioz
11 Malinconia, Ninfa Gentile
Vincenzo Bellini
12 Ma Rendi Pur Contento
Vincenzo Bellini
13 La Conocchia
Gaetano Donizetti
14 Me Voglio Fà 'na Casa
Gaetano Donizetti
15 Mi Lagnerò Tacendo (D Major)
Gioacchino Rossini
16 Mi Lagnerò Tacendo 'Il Risentimento' (D Minor/Major)
Gioacchino Rossini
17 Mi Lagnerò Tacendo 'Sorzico (G Major)
Gioacchino Rossini
18 L'Orpheline Du Tyrol
Gioacchino Rossini
19 Riedi Al Soglio, Zelmira
Gioacchino Rossini
20 Voi Che Sapete, Le Nozze De Figaro
Wolfgang Amadeus Mozart
21 Canzonetta Spagnuola 'En Medio A Mis Colores'
Gioacchino Rossini
22 Caro Mio Ben
Giuseppe Giordani
23 Canto Negro
Xavier Montsalvatge
24 Près Des Remparts De Séville (Séguedille)
Georges Bizet



martes, agosto 18, 2015

Ventaja




¿Será verdad?

Aire de la tierra, connaturalidad, fibras y entraña, sangre, huesos, oído...

Quién sabe.

¿Es posible?

Si uno ha nacido en tierra véneta y si un día sus manos van a dar al violín que interpretará a Vivaldi (otro de la misma tierra), ¿esas manos ya saben de qué se está hablando?

¿Corre con ventaja?

Giuliano Carmignola nació en Treviso, Regione Veneto. Giuliano Carmignola toca el violín. Giuliano Carmignola interpreta a Vivaldi, natural de Venecia.

Aquí quedan estos conciertos para violín (RV 222, RV 273, RV 191 y RV 180), de cuando participó en un festival rumano, con la Orchestra Barocca di Venezia, que él mismo dirigió.

Y a ver si es verdad que un véneto tiene ventaja cuanto interpreta a otro véneto.








____________________________

Dos cosas:

El Festival Enescu se celebra desde 1958 en Bucarest, en homenaje al compositor y virtuoso rumano George Enescu (1881-1955). Es también una competición famosa.

Según se dice, que los violinistas de la orquesta toquen de pie es típico de las formaciones antiguas.


viernes, agosto 14, 2015

Juliette


En 1839, el francés Héctor Berlioz estrenó Roméo et Juliette. El 24 de noviembre, fecha de la primera función, la entrada más cara a la Grande Salle du Garde-Meuble de la Couronne, en París, costó 10 francos.

Alguna vez habría que contar algunas cosas que pasaron alrededor de esta obra, pero no ahora.

En la primera parte, hay un fragmento para contralto, que el autor llamó “Strophes”. Allí, con acompañamiento original de arpa y cello, la voz exalta el amor, tema de la obra, y a Shakespeare, por haberlo plasmado en la suya, que inspiró a Berlioz para esta sinfonía dramática en 3 actos.

Los versos que se cantan allí, dicen:
Premiers transports que nul n'oublie!
Premiers aveux, premiers serments
de deux amants
sous les étoiles d'Italie;
dans cet air chaud et sans zéphyrs
que l'oranger au loin parfume,
où se consume
le rossignol en longs soupirs!
Quel art dans sa langue choisie
rendrait vos célestes appas?

Premier amour n'êtes-vous pas
plus haut que toute poésie?

Ou ne seriez-vous point dans notre exil mortel
cette poésie, elle-même,
dont Shakespeare lui seul eut le secret suprême
et qu'il remporta dans le ciel?

Heureux enfants aux cœurs de flamme!
Liés d'amour par le hasard
d'un seul regard,
vivant tous deux d'une seule âme,
cachez-le bien sous l'ombre en fleurs,
ce feu divin qui vous embrase,
si pure extase
que ses paroles sont des pleurs!
Quel roi de vos chastes délires
croirait égaler les transports?

Heureux enfants!... Et quels trésors
paieraient un seul de vos sourires !
Ah! Savourez longtemps cette coupe de miel,
plus suave que les calices
où les anges de Dieu, jaloux de vos délices,
puisent le bonheur dans le ciel !

Pese a la fama e influencia de esta obra, no se encuentran muchos registros por allí. A mí me interesó precisamente este pequeño paso para contralto que digo y que frecuentemente es interpretado por una mezzo-soprano.

De lo que encontré, dejo aquí una muestra. Para que elija Ud, compadre, cuál le parece que le parece más a su gusto. Yo ya elegí.




Las intérpretes: 

Shirley Verrett, estadounidense; Marion Lebègue, francesa; Christa Ludwig, alemana; Olga Borodina, rusa; Anne-Sophie von Otter, sueca; María Ventura, estadounidense; Marie-Nicole Lemieux, canadiense; Joyce Di Donato, estadounidense; Berthe Auguez de Montalant (de EE.UU., en un registro antiguo, de pasta, claro: era soprano y murió en 1937); Beena David (de raíces indígenas norteamericanas); Catherine Robbin, canadiense; Małgorzata Walewska, polaca.






miércoles, agosto 12, 2015

La orientala




Digan lo que quieran, pero no son muchas las mujeres que pueden cantar tangos.

Pocas, más bien. Muy.


Por ejemplo: digan lo que quieran de Malena Muyala, la orientala, pero oyéndola ahora se me hace que ella es una de las que puede, diría yo.

Y en lo que toca a un servidor, puede seguir pudiendo, nomás. Si ella quiere, claro.








domingo, agosto 09, 2015

Aire nuevo




Hay que tener bastante talento -un talento raro- para sacarle a este instrumento algo más que sonidos armoniosos. Y más: llegar a conmover interpretando, lograr que haya corazón, además de destreza.

Desde que recuerdo, siempre hubo una armónica en casa. La primera era de mi padre. Las demás, eran regalos que un servidor recibía para alguna fiesta, creo que con el propósito amable de que pudiera hacer algo de música. Y lo cierto es nunca pude hacer gran cosa con ellas, salvo paladear cuando alguien las hacía sonar con arte.

Fue precisamente mi padre quien me enseñó a oír a Hugo Díaz. Hizo bien.

Ahora encontré a estos dos jóvenes que, de un modo u otro (son distintos y están a distintas alturas), siguen esa tradición. Son Franco Luciani y Marcelo Cejas.

Una selección de lo que hacen sirve para entender que de alguna manera no hay instrumentos mayores o menores. Hay el hombre detrás, él despierta la música aunque sea de un parche de cuero de cabra, de una caña, de unos tientos de tripas, de unas tablitas que dejan pasar el aire.










jueves, agosto 06, 2015

Sin voz




Una cantante sin voz no es una cosa frecuente.

Cuando una cantante tuvo otrora y se queda sin voz, hace cosas rarísimas. Se pone anteojos oscuros y un pañuelo en la cabeza que le cubre todo, menos la voz que ya no luce. Si es excesivamente diva -y Narciso es su segundo nombre...-, se vuelve excéntrica, desaparece en una isla de pescadores en Il Mare, se muda a un palafito en el Amazonas, se entierra en una granja en Sudáfrica a criar ñandúes. Y eso para que nadie la oiga ya más.

Pero si una cantante nunca tuvo demasiada voz y es fumadora contumaz y además es extremosa en su modo y en su desparpajo, y es sureña de Il Sud peninsular, digamos, entonces no se le mueve una pestaña si a los 60 no tiene ya la voz que ya no tenía antes.

Si es arte, si es ella misma una hebra del arte quiero decir, y si llega a ser actriz más que cantante, sabe que la interpretación tiene apenas un capítulo en la voz. Y que la voz, la voz-voz, puede apenas ser eso: lo mínimo indispensable, y que tiene que ser muy afinada. Lo demás es sentimiento e intuición de lo que debe hacer. Lo demás es ser ella misma de algún modo la música.

Todo eso y así, se llama Lina Sastri.

Napolitana que canta en su dulce napolitano, muy actriz de teatro y cine ella, muy premiada, querida, apreciada, aplaudida, muy reconocida ella.

Pero sin voz.

O mejor: con una voz que nos hace olvidar de que no tiene voz.


Bien por ella.








lunes, agosto 03, 2015

June Tabor




En su modo tan británico de pronunciar británicamente el inglés británico, los ingleses la nombran algo así como Tcheiba, aunque, cuidado...; esa a final que acaban de ver se apaga levemente para que la o original no se diluya del todo, que no es cuestión, porque existe, qué tanto. Y aún más: imperceptible como un reflejo que no estamos seguros de haber o no haber visto, ¿suena, se susurra, se aspira o exhala? una r recóndita, subsumida en la a que ya sabemos que en realidad es o: algo como para entendidos, como una contraseña sonora, para saber si uno pertenece o no, si de algún modo se es NyC o un parvenu, se dijera. La T inicial, allí la tienen, no es cosa que tampoco haya que descuidar, como cualquiera puede comprender.

Y no: de ningún modo haré gala aquí de los simpáticos signos fonéticos. Que para exhibir sus herramientas, ya están los mecánicos, nobles y esforzados. Y no vine a eso.

El caso es que mi estimada June Tabor (las pistas fonéticas sobre June, otro día...) tiene una voz cálida y honda, desde que apareció cantando en 1972. Si alcanzan a oírla hablar en la presentación de alguna de las canciones, se harán un fonético festín de britanicidad. Pero no se distraigan, mis cuates.

Esta inglesa de Warwick sigue cantando a sus casi 70 años y no ha perdido la sonoridad melancólica, sino al contrario: se ha acendrado sin llegar a ser oscura.

Folk, dicen que es, básicamente, su repertorio. Baladas, casi únicamente. Pero lo cierto es que, aun a eso, le ha añadido con los años algunas cuantas variaciones atinadas en instrumentación y fraseo, hasta dejar las cosas en un estilo peculiar. Cuestión de gustos: a mí me cae bien lo que hace.

Una muestra breve de sus músicas y su, a mi juicio ignaro, tan buen gusto para interpretarlas, es todo lo que estoy dispuesto a compartir.


Y que tengan buenas noches.